Empresas, profesionales y completa información de G_E_R_O_N_A
Empresas de G_E_R_O_N_A

Localidad,Municipio o Ciudad
   
Qué - Oficio o Actividad


Dónde - Localidad o Provincia



 
Buscador de empresas
Texto de búsqueda Criterio Provincia
Embuggat Turismo, Casas y Apartamentos Rurales, Visitas Guiadas Platja D'aro (Girona) Avda S'Agaro, 138
17250
- 619 68 05 40 -972 69 06 00 Logo de Embuggat
EXCURSIONES Y VENTA DE BUGGIES. EXCURSIONES CON BUGGIES EN LA COSTA BRAVA, VENTA DE BUGGIES Y QUADS MATRICULARES
Thalassa-Sport Maritim, S.L. Turismo, Casas y Apartamentos Rurales, Visitas Guiadas Roses (Girona) C/ Jacinto Benavente, 9
17480
972 25 31 63 Logo de Thalassa-Sport Maritim, S.L.
TURISMO DE SALUD Y BELLEZA. CENTRO SPA- CUIDAMOS DE SU SALUD - MEJORAMOS SU ESTETICA.

Línea separación de apartados

Datos de interés

      
   

 

País: España

C. Autónoma: Cataluña

Provincia: Girona

Comarca: Gironés

Coordenadas: 41°48_55_N 2°49_27_E

Superficie: 39,1 km²

Altitud: 76 msnm

Gentilicio: Gerundense

Número de habitantes: 89.890 hab. (INE 2007)


Ir al principio de esta página
Línea separación de apartados

Teléfonos de interés

      
   

 

Policia:
AJUNTAMENT DE GIRONA - POLICIA MUNICIPAL CENTRAL D'EMERGENCIES
Bernat Bacià, 4 17002
GIRONA
DIRECCION GENERAL DE LA POLICIA
Sant Pau, 2 17007
972 220 210
DIRECCION GENERAL DE LA POLICIA
Cristòfol Grober, 12 17001
972 205 050
Guardia Civil:
DIRECCION GENERAL DE LA GUARDIA CIVIL
Emili Grahit, 52 17002
972 426 111
GUARDIA CIVIL
17002 - GIRONA - GIRONA
972 208 384
972 208 3
Oficinas de correos:
CORREOS
GIRONA - GIRONA
INFORMACION GENERAL:
902 197 197
CORREOS Y TELEGRAFOS SINDICATO C.G.T.
Av. Ramon Folch, s/n 17001
972 227 257

Ir al principio de esta página
Línea separación de apartados

Historia

      
   

 



Ir al principio de esta página
Línea separación de apartados

Época medieval

      
   

 



Ir al principio de esta página
Línea separación de apartados

Época moderna

      
   

 


Historia

Época antigua: Íberos y Romanos


Fundación de Gerunda
Plano de la ciudad entre el siglo II y el siglo VIII
Los primeros pobladores fueron los íberos de la tribu de los indigetes, establecidos en los poblados que rodean y cierran el pla de Gerona, como el del desfiladero del actual Sant Juliá de Ramis, que era el más importante. Durante las Guerras Sertorianas, (82-72 adC), hacia el 77 adC Pompeyo construyó un oppidum sobre la Vía Heráclea (futura vía Augusta), para defenderla y luchar contra el sedicioso Sertorio, de la facción de los "populares" que se había levantado en armas en la Hispania romana contra Sila de la facción de los "optimates" que controlaba el poder en Roma. Debido a las necesidades militares del momento, los ocupantes romanos fundaron la orioginaria Gerona, denominada, en aquello momentos, Gerunda, cuya etimología no se ha aclarado podría, quizá, fuera "entre el Undarios", nombre que, en lengua íbera, recibía el río Oñar.

La nueva ciudad de Gerunda se repobló con los habitantes del poblado de Sant Juliá de Ramis que, al parecer, fueron obligados a trasladarse al oppidum gerundés. La Gerona romana se erigió como baluarte defensivo de la entrada de la Vía Augusta en Hispania convirtiéndose en un importante centro de la región, con la articulación de un ager romano que rodeaba la urbe gerundense. Estas dos unidades formaban la ciudad de Gerona, pieza esencial y básica de la organización territorial romana. Pese a que Gerunda se encontraba en el interior, alejada de la costa, disponía de una buena conexión con el puerto de Ampurias, primer bastión romano en el nordeste peninsular, colonizado durante la Segunda Guerra Púnica al lado del asentamiento griego que ya existía.


Estructura urbana, económica y política de Gerunda

La estructura de la ciudad de Gerunda era atípica. No seguía las distribuciones hipodámicas estándar, ni las centurizaciones habituales de las urbes romanas. Puesto que se levantaba sobre la Vía Augusta por motivos estrictamente militares, su construcción era totalmente irregular. Pese a todo se pueden distinguir las partes básicas de la ciudad romana: el cardo maximus, el forum. No se ha podido documentar la existencia de ningún decumanus maximus. El "cardo maximus" estaba situado sobre el trazado de la Vía Augusta, en el tramo interior de la ciudad llamado, en la actualidad, "calle de la Força". El "forum" estaba ubicado en la actual plaza de la Catedral. Probablemente el templo de la ciudad se construyera en el lugar que ocupa hoy la iglesia catedral de Santa María de Gerona. La distribución de la ciudad sobre aterrazamientos paleofluviales dificultaba el desplazamiento por el centro, por lo que se tuvieron que transformar todos los __decumani__ (calles alineadas de Este a Oeste) con escaleras. La mayoría de ellas, con las reformas y modificaciones hechas a lo largo de los años, todavía se conservan. El otro elemento importante de la ciudad era la muralla. Ésta se construyó en dos fases: la primera se edificó al fundar la ciudad, y la segunda a finales del siglo III dC. Las diferencias morfológicas permiten identificarlas fácilmente dada la utilización de piedras de composición y formas diferentes. La segunda fase se construyó con motivo de las necesidades defensivas que las incursiones germánicas llevadas a cabo en Hispania provocaban. Las murallas (llamadas pomerium) no se utilizaban únicamente para fines militares servían, también, para definir los límites del "urbs" (voz latina que significa ciudad) y separarla del _"ager" (campo) .

La estructura política de la ciudad seguía los parámetros estándar de toda ciudad romana. Se ha de tener en cuenta que, Gerunda, era una ciudad de una provincia pequeña y lejana, irrisoria para Roma. La ciudad se regía, probablemente, según el Derecho latino que no era exactamente el mismo que el Derecho romano. En la práctica, los ciudadanos libres de las ciudades que se regían por el Derecho latino disponían de una ciudadanía más restringida que los habitantes que se regían por el Derecho romano. El sistema para obtener una ciudadanía plena era el Cursus honorum, la carrera política o pública.
estructura política de Gerunda
Debido a esto, las magistraturas romanas eran muy codiciadas por los ciudadanos ambiciosos, pese a que éstas constituyeran unos cargos muy caros ya que, como todos los gastos públicos que eran competencia de una magistratura, eran asumidos por los fondos privados del magistrado de turno. Gerunda, en tanto que ciudad romana, disponía de las instituciones habituales, como el ordo decurionum (el senado municipal con poder legislativo), el duumvirat (dos magistrados colegiados con poder ejecutivo, de elección anual), y del edilat (dos magistrados subordinados encargados de los servicios públicos de la ciudad). Estaban, también, los cargos religiosos que, en el fondo, eran cargos políticos. El centro de la política municipal era el ordo decurionum.

Otra parte de la ciudad de Gerunda lo componía el __ager__ (Agronomía). Era el ámbito de la producción agrícola y manufacturera en el que se concentraban los __uilae__, es decir, los centros agrícola-ganaderos con los que se abastecía a la ciudad; la mayoría de las veces eran propiedad de los hacendados que vivían en la ciudad y delegaban la administración de las mismas a sus subordinados (__uillicus__). Se cultivaban cereales, olivos y viñas, la ganadería la componían el ovino, vacuno y caprino, y existían, además, unos cuantas fábricas de cerámica.


La llegada del cristianismo y el final de la Gerona romana
Fachada de la iglesia de Sant Feliu
El primer comunicado cristiano de Gerunda, aparece documentado hacia el 304-305 dC. Durante la persecuciones de Diocleciano en las que se cree que murió martirizado, en la ciudad, uno de los difusores de la religión en la zona, que llegó a través de las rutas comerciales marítimas: San Félix de Sicilia (Mauritania). San Félix se convirtió en el primero y único mártir de la ciudad y santo primigenio hasta que fue desplazado por el apócrifo San Narciso, de tradición importada en la época alta medieval. Los restos encontrados en el actual barrio de San Félix, posiblemente el sarcófago del santo (siglo IV dC.) hacen pensar que, probablemente, en ese lugar se construyó un martyrium (tumba de un santo) y evidencian la existencia de una comunidad cristiana muy arraigada y poderosa (los mármoles del sarcófago son de gran calidad y tallados en Roma por las mejores escuelas de relieve) dan fe de ello. Cabe suponer, también, que en 404 dC. ya hubo un obispo de Gerunda ya que, en la documentación encontrada, se habla de un obispo de Gerunda que fue reprobado por el I Concilio de Toledo. Asimismo están documentadas la existencia de un palacio episcopal y una basílica, pese a que no se haya podido encontrar su emplazamiento.

Gerona no escapó a los acontecimientos: se involucró en las reformas de Diocleciano, sufrió las incursiones germánicas de los siglos IV y V dC. y vio cómo el poder romano se desmoronaba en el territorio y se instalaba un nuevo poder que, en algunas de sus características, seguía una política de continuidad. El único poder que no se vio afectado por todos estos cambios fue el de la Iglesia que perduró y se expandió durante aquellos años (siglos IV y siglo VI dC.). Gerona continuó existiendo, y conservó el obispado unido a la sede metropolitana de Tarragona. Los cambios fueron más notorios en el campo, se observaron algunos movimientos bruscos de población que, en algunos casos, podían ser considerados como regresiones en relación al período romano. El cambio más notable lo constituyó la construcción de un castillo en pleno siglo III ubicado sobre las antiguas ruinas del poblado íbero de Sant Juliá de Ramis que se edificó para proteger el Pla de Gerona y la ciudad de los numerosos ataques a los que se vio expuesto el territorio tras la descomposición política y militar del Imperio romano.


Época medievalAntigua muralla de la ciudad

Período alto medieval

A principios del siglo V, la fragmentación del Imperio Romano de Occidente era ya un hecho. La provincia Tarraconense pasó a la oligarquía militar visigótica establecida en la Galia desde finales del último tercio del siglo. Esta oligarquía, muy romanizada, articuló el nuevo poder que ellos representaban con el poder preexistente de la nobleza autóctona. En consecuencia, la ciudad de Gerona, entró en la órbita visigótica. Esta sustitución del poder político y militar no afectó la existencia de la ciudad tanto como afectó a otras antiguas ciudades romanas que quedaron abandonadas o en franca decadencia. Pese a todas las plagas y calamidades que sufrió Gerona durante los siglos VI y VII la ciudad se convirtió en un punto importante del nordeste peninsular. Asimismo Gerona sufrió el proceso de ruralización que se desencadenó por todo el antiguo imperio romano a causa de la ruina general y la pérdida de peso de los ciudadanos. No obstante Gerona se convirtió en una Ceca de los Reyes visigodos de gran relevancia en la antigua provincia Tarraconense encuadrada dentro del Reino visigodo. La difusión de la moneda gerundense fue muy extensa y se han encontrado muestras por toda la península. Concerniente a los asuntos políticos, Gerona participó en la revuelta de Paulo (673), durante las batallas por el poder llevadas a cabo entre las facciones oligarcas visigóticas que darían lugar a la descomposición del poder visigótico. El rey Wamba asoló la ciudad antes de enfrentarse a Paulo en Narbona, lo cual propicio que Gerona, acabado el imperio romano de occidente y, con ello, la seguridad de las fronteras, volviera a adquirir el carácter defensivo y estratégico que tuvo desde su fundación.

Otra característica que fortaleció a Gerona fue la organización eclesiástica. En el 517 la ciudad fue sede del concilio provincial, presidido por el obispo metropolitano de Tarragona que contó con la presencia de los obispos de Gerona, Ampurias, Barcelona, Egara, Lérida y Huesca. En esta etapa de esplendor gerundense, el culto al mártir de la ciudad, San Félix, se expandió por el territorio llegando a asentarse, incluso, en el Bierzo (obispado de Zaragoza).

En 711 se inició la conquista musulmana de la Península Ibérica. Debido a la descomposición del poder visigótico, la expansión musulmana se desarrolló rápidamente y, enseguida, afectó a Gerona, probablemente hacia el 715. Parece ser que la ciudad fue ocupada sin que ofreciera gran resistencia y no hubo, por tanto, destrucción alguna. Las elites locales capitularon y el nuevo poder musulmán impuso un tributo personal y territorial. Los musulmanes iniciaron la construcción de una mezquita rápidamente y expropiaron todos los bienes de la iglesia y de la nobleza visigótica. La impronta musulmana en la ciudad no tuvo gran relevancia, más bien fue casi inexistente, ya que, en el 785, las mismas elites locales que habían capitulado en el 715 entregaron la ciudad a Carlomagno. La debilidad musulmana en la región, la proximidad carolingia y la defección de las ciudades de Septimania en pro de los francos precipitaron el cambio de la ciudad de Gerona. El historiador catalán Ramón Abadal i Vinyals lo considera como el inicio de un proceso que condujo al nacimiento de la Cataluña posterior, lo cual viene a demostrar la importancia que Gerona tuvo a lo largo del tiempo.


La Gerona carolingia
Durante mucho tiempo se creyó que la conquista franca fue cuestión personal del emperador Carlomagno. Las leyendas populares idealizaron esta gesta imaginaria con toda clase de historias relacionadas con la visita de Carlomagno a Gerona. Aunque el emperador franco jamás visitó Gerona, su administración, sostenida por la renovación carolingia, afectó profundamente a la ciudad. Por un lado, todo el territorio comprendido entre el sur de los Pirineos y el nordeste peninsular fue reorganizado como tierra fronteriza, lo que más tarde desembocaría en la creación de la Marca Hispánica. Durante 16 años, Gerona fue la plaza fuerte de la vanguardia carolingia que luchó contra el Islam hasta que la conquista de Barcelona le hizo perder este carácter. No obstante, Gerona sufrió mucho antes, los ataques de los musulmanes que querían recuperar la ciudad, una de los más célebres fue el asalto de Abd-al-Malik ocurrido en 793.

La organización carolingia del territorio convirtió a la ciudad en la sede del Condado de Gerona El condado fue el modelo elegido por la administración de Carlomagno para organizar los nuevos territorios fronterizos. El conde era el personaje que estaba en la dirección de esta entidad. Era un cargo nombrado por el monarca, sin independencia y no hereditario. Poco a poco, a lo largo del tiempo, los condes catalanes fueron adquiriendo más independencia y lograron que el cargo fuera hereditario, llegando a desvincularse de los monarcas francos. Gerona, como sede condal, cumplió holgadamente con su papel y superó las etapas más difíciles del peligro musulmán. El antiguo recinto romano fue reestructurado y ampliado consiguiendo resistir los sucesivos asaltos. Las nuevas murallas de estilo carolingio reforzaron la plaza fuerte y ampliaron la superficie de la ciudad.


Período bajomedieval
Una de las calles del Call
A finales del siglo XIII, Felipe II el Atrevido asaltó la ciudad.

El siglo XIII es, también, la época de máximo esplendor de la comunidad judía de Gerona. La escuela cabalística de Gerona tuvo gran importancia, en la que destacó el rabino Nahmánides (o Bonastruc ça Porta), que llegó a ser Gran Rabino de Cataluña. La decadencia de la comunidad judía empezó en el siglo XIV, acentuándose durante el progrom de 1391, hasta que los judíos fueron expulsados de España por los Reyes Católicos. Actualmente, el Call de Gerona, es uno de los mejor conservados de Europa y es una de las atracciones turísticas de Gerona.

En 1385 se autorizó la fundación del Consulado del Mar en Gerona. El 10 de agosto de 1391, encerraron a los judíos de la ciudad en la Torre Gironella a fin de obligarles a convertirse al cristianismo. El 19 de octubre de 1416 Fernando I de Aragón cambia el título de duque de Gerona por el de príncipe de Gerona cuando le otorga al heredero del trono áragonés, el futuro Alfonso V de Aragón el Magnánimo. En 1417 el capítulo catedralicio de Gerona decidió la construcción de la catedral de una sola nave.


Época moderna
Durante los siglos XV, XVI y XVII la ciudad continuó creciendo y se fueron realizando pequeñas ampliaciones y mejoras de las murallas, que servían para proteger a la ciudad de los diversos ataques a los que tuvo que hacer frente hasta finales del siglo XVII y principios del siglo XVIII por parte de las tropas francesas en el contexto de las numerosas guerras europeas.


Época contemporánea

Los ataques más conocidos son los que, el ejército napoleónico, llevó a cabo entre 1808 y 1809, durante la denominada Guerra del Francés. Fueron los últimos ataques que sufrió la ciudad hasta los bombardeos aéreos de la Guerra Civil, pero también fueron los más mortíferos y destructivos de su historia. Pese a que los ejércitos napoleónicos asaltaron y bombardearon la ciudad en dos ocasiones (en la segunda de ellas es de destacar la labor que realizó en la defensa de la ciudad el guerrillero Juan Clarós), el asedio más largo, virulento e importante, el de que se produje entre los meses de mayo a diciembre de 1809, dirigido por el mariscal Augereau. El general Álvarez de Castro fue el defensor de la plaza fuerte de Gerona y prohibió cualquier síntoma de capitulación o debilidad, bajo la amenaza de ejecución inmediata. Cuando murió, después de siete meses de asedio, una población y una guarnición exhausta y asolada, dirigida por la Junta militar de Julián de Bolivar capituló frente a las fuerzas francesas.

Hacia 1889, el Estado mayor del ejército español suprimió la categoría de plaza fuerte que ostentaba Gerona y se permitió el derribo de una parte de las murallas del sur de la ciudad, Gerona empezó a tomar la forma que tiene hoy en día. El 4 de febrero de 1939 las tropas franquistas ocuparon la ciudad. En 1960 Gerona es nombrada la primera Ciutat pubilla de la Sardana con un mensaje de Josep Mainar i Pons.

El 21 de abril de 1990 Felipe de Borbón tomó posesión del título de Príncipe de Gerona, que le pertenece como heredero de la Corona de Aragón, sin que se celebrara ninguna ceremonia de investidura.



Ir al principio de esta página
Línea separación de apartados

Demografía

      
   

 

Variación demográfica entre 1991 y 2004
2004 2001 1996 1991

83.531 74.879 70.576 68.656



Ir al principio de esta página
Línea separación de apartados

Patrimonio artístico

      
   

 

Casas colgadas sobre el río Oñar

Casco antiguo

El casco antiguo de Gerona, corazón de la primigenia ciudad romana de Gerunda, contiene todo el patrimonio artístico más relevante de la ciudad y está cercado por inmensos lienzos de muralla que se pueden recorrer por el Paseo Arqueológico y el Passeig de la Muralla, con bello mirador sobre la ciudad.


Las casas del Oñar

Muy características de Gerona son las casas colgadas sobre el río Oñar. Estas pintorescas casas construidas a lo largo de los siglos al lado del río ofrecen una imagen espléndida de una pequeña ciudad mediterránea. Todas las fachadas fluviales están pintadas siguiendo la paleta cromática conferida por el pintor gerundense Narcís Comadira.


El Call judío

Dentro de la encrucijada de callejones medievales destaca la Judería, El Call, donde vivió hasta finales del siglo XV una reducida comunidad. Se trata de uno de los núcleos medievales mejor conservados de Europa. Destaca en el mismo el Centro Bonastruc Ça Porta, la antigua posible sinagoga convertida hoy en centro de estudios. Al lado norte del centro se encuentra el Montjuïc, o monte de los Judíos.


La Catedral de Gerona
Fachada principal de la catedralCatedral vista desde la muralla de la ciudad
En la Plaza de la Catedral son importantes la Casa Pastors, un edificio renacentista actual Palacio de Justicia, y la Pia Almoina. En esta plaza está la Catedral o Santa Maria, construida entre los siglos XI-XVIII que ofrece cuatro estilos arquitectónicos: románico, gótico, renacentista y barroco. Tiene la nave gótica más amplia del mundo (22,98 m.), siendo la segunda más ancha de cualquier estilo arquitectónico, sólo por detrás de la catedral de San Pedro del Vaticano que posee una nave de 25 m. de ancho. Dispone de un claustro románico que data del siglo XII y que, junto con la "Torre de Carlomagno", son los dos últimos vestigios de este estilo presentes en la constitución actual del edificio. Anexo a la catedral se encuentra el Museo Capitular-Tesoro de la Catedral que expone diversas obras de orfebrería, tapicería (incluido el famoso Tapiz de la Creación) y escultura; acumuladas a lo largo de la historia por el Capítulo de la Catedral de Gerona (ver apartado Museos).

Además de otras construcciones civiles como la Casa de l'Ardiaca y el Palacio Episcopal, el casco antiguo cuenta con representativas construcciones religiosas, como la iglesia de Sant Pere de Galligants o la Basílica de Sant Feliu.


Baños árabes
Apodyterium (vestidor) de los baños árabes.
El recorrido por el barrio viejo puede concluir en el Passeig Arqueològic, con las torres Júlia y Cornèlia; y los Baños Árabes, al final del paseo, caracterizados por su linterna cupulada superior.


La Rambla de la Libertad

Antigua espina dorsal del la Gerona medieval barroca y ochocentista, es el espacio público más concurrido y emblemático de Gerona. Sin embargo, la existencia de la rambla es muy reciente ya que su configuración data del 1885 época en la que el arquitecto municipal Martí Sureda unificó la plaza de las coles con la calle del abrevadero y los soportales de los esparteros que hizo derribar. Todo el espacio se convirtió, entonces, en un paseo arbolado, de tilos, y se pusieron unos bancos. Se llamó la Rambla de la Libertad haciendo honor al árbol de la Libertad que se plantó en 1869, durante el sexenio democrático. Aunque el espacio fue muy modificado por Sureda, conserva una parte porticada medieval y algunos de los palacios de la misma época. No obstante, la construcción de inmuebles ochocentistas transformó, en parte, el carácter medieval del espacio. Actualmente la Rambla es el punto de entrada al Barrio Antiguo para los turistas que llegan a la ciudad y un lugar de paseo para todos.


La Plaza de la Independencia
Plaza de la Independencia
La Plaza de la Independencia _que hace referencia a la Guerra de la Independencia Española y no a una hipotética independencia de Cataluña_ es una de las plazas más conocidas y frecuentadas de Gerona. Situada en el Barrio de Mercadal, en el centro de la ciudad, la plaza se asienta donde estuvo el convento de San Agustín, por lo que también se conoce como Plaza de San Agustín. El interés de esta plaza radica en su aire ochocentista pese a que, la misma, está rodeada por edificios neoclásicos austeros e idénticos, con unos porches escultóricos dedicados a los defensores de la ciudad de Gerona durante los asedios de 1808 y 1809. De todas formas, la plaza, de proporciones simétricas corresponde más bien a las intervenciones actuales que a su pasado arquitectónico. El arquitecto municipal Martí Sureda fue el primero que ideó una plaza cerrada y porticada con vueltas neoclásicas, con unos edificios que tuvieran las mismas proporciones estéticas. La urbanización de la zona sólo siguió, en parte, sus esquemas y la construcción de las primeras salas de cine de esta ciudad, malogró la idea de Martí Sureda. Hasta los años 80 del siglo XX no se pudo completar lo que había imaginado ese arquitecto.


Los puentes sobre el río Oñar
Puente de Isabel II
Uno de los principales problemas, a lo largo de la historia, de la ciudad, lo constituyó la necesidad de unir las dos partes de la ciudad que se hallaban separadas por el río Oñar: la orilla derecha (Barrio Viejo) y la orilla derecha (barrio de Mercadal). Debido a ello, los puentes jugaron un papel primordial en el desarrollo de la ciudad. Actualmente no queda ninguno de los puentes medievales que cruzaban el río y la mayoría de las construcciones son contemporáneas. Entre ellos destacan cuatro: el puente de piedra, el puente de hierro, el puente de Gómez y el viaducto del ferrocarril. El puente de piedra (o de Isabel II) data de 1849 y sustituyó al puente medieval que unía los dos barrios de la ciudad. El puente de hierro (o puente de las pescaderías viejas, o puente de Eiffel, en honor a Gustave Eiffel (cuya empresa construyó el puente), data de 1876, y significó un gran avance en cuanto a la unión y cohesión de la ciudad. El puente de Gómez (que lleva el nombre de la persona a la que se le expropió la casa para construir el puente) data de 1916 y rompe el estilo ochocentista de los puentes anteriores, con una estructura de cemento moderna y austera. Por último, el cuarto puente es el viaducto del ferrocarril, construido en 1876 que representó la llegada de la modernidad y el progreso para una Gerona que permanecía amurallada.



Ir al principio de esta página
Línea separación de apartados

Transportes

      
   

 



Transporte urbano

La ciudad de Gerona cuenta, en la actualidad (antíguamente existió el tranvia), con un único medio de transporte público urbano (a parte de los taxis): el autobús. El consorcio de transportes (CTM) gestiona los autobuses de Transports Elèctrics Interurbans (TEISA) y de Transports Municipals de Girona (TMG), que actualmente cuenta con 11 líneas urbanas que sobrepasan los límites administrativos del municipio de Gerona, englobando los municipios de Salt, Sarriá de Ter, Quart, Fornells de la Selva y Vilablareix, lo que se considera el área urbana de Gerona.


Puerto y aeropuerto

El municipio de Gerona no dispone de ningún acceso o enclave marítimo y, por tanto, no tiene ningún puerto en el término municipal. Pero Gerona, históricamente, dispuso de derechos sobre el puerto de San Feliú de Guíxols, a 40 kilómetros de la ciudad. En la época medieval, Gerona consiguió que se reconociera su jurisdicción sobre el puerto, lo que suponía el control de todos los impuestos que se derivaban y la garantía del uso, con plenos derechos, del pequeño puerto del mar Mediterráneo. En la actualidad, Gerona, no tiene ningún derecho sobre el puerto de San Feliú de Guíxols, que ha sido sustituido, en cuanto a importancia, por el puerto de Palamós, que es la principal infraestructura portuaria de la provincia de Gerona y que está situado, también, a unos 40 kilómetros de la capital gerundense.

La infraestructura aeroportuaria que sirve a la ciudad de Gerona y al resto de la provincia, es el Aeropuerto de Gerona-Costa Brava, situado en el municipio de Vilobí d_Onyar, a doce kilómetros de la ciudad. Desde su creación, en 1969 el aeropuerto, que era una infraestructura de segundo orden, reservado únicamente para los vuelos domésticos y charters, pasó a ser una infraestructura de primer orden para la llegada de las compañías aéreas de bajo coste en 2003. Debido a esto, el Aeropuerto Internacional Gerona-Costa Brava, dejó de ser un aeropuerto de la Provincia de Gerona, para convertirse en un aeropuerto de ámbito nacional y estatal. Es la central, al sur de Europa, de una de las mayores compañías aéreas de bajo coste, la irlandesa Ryanair.


Ferrocarril
Estación de tren de Gerona
Gerona dispone de una estación de ferrocarril de ADIF (antigua RENFE), conectada a la red estatal de ferrocarriles con un ancho de vía de 1668 mm. Existen tres tipos de trenes que comunican a la ciudad. Por una parte están los trenes regionales que unen Portbou, Gerona y Figueras (Figueres) con Barcelona, por otro, los trenes de largo recorrido que unen a Gerona con Valencia, Murcia, Zaragoza y Madrid, finalmente están los trenes internacionales que unen a Gerona con Perpiñán, Montpelier París, Zúrich y Milán. Las infraestructuras ferroviarias circulan por Gerona mediante u viaducto que atraviesa la ciudad de norte a sur. Actualmente, con la llegada del Tren de Alta Velocidad a la ciudad, se ha redactado un plan que proyecta soterrar el ferrocarril, desmantelar la estación de mercancías existente y construir una nueva estación de viajeros en el mismo sitio en el que se halla la actual estación.


Carreteras

Un gran número de infraestructuras viarias atraviesan el municipio de Gerona, teniendo en cuenta que es un lugar de paso obligado hacia la Costa Brava, hacia el interior, y hacia la frontera con Francia. En la red de carreteras estatales se encuentra la autopista de peaje AP-7 que es la vía de gran capacidad que comunica a Cataluña con la frontera francesa, y la A-2 (antigua N-II), que es una antigua carretera nacional que lentamente se está convirtiendo en una autovía. Esta carretera atraviesa el municipio de Gerona por el paraje natural y protegido del Valle de Sant Daniel. La construcción de esta carretera, atravesando una zona de alto valor natural y paisajístico generó, hacia los años 1990 y 1992, una fuerte oposición popular contra el proyecto. Las carreteras de la Generalidad de Cataluña que atraviesan Gerona son: la C-65, la C-66, la N-14 e. indirectamente, la C-25. La C-65 une a Gerona con la ciudad costera gerundense de San Feliú de Guíxols; la C-66, une Palafrugell y La Bisbal del Ampurdán con Gerona, Bañolas y Besalú donde conecta con la autovía del Estado A-26; la N-14, une a Gerona con Bescanó y Anglés, siguiendo el curso del río Ter; por último, la C-25, el denominado eje transversal, une a Gerona con Santa Coloma de Farners, Vic, Manresa y Cervera, donde enlaza con la autovía del Estado A-2. En último término están las carreteras provinciales, mantenidas por la Diputación de Gerona y que conectan las pequeñas poblaciones con la capital.

Por toda esta red viaria circulan una serie de autobuses metropolitanos, regionales y nacionales que conectan el resto de las poblaciones con Gerona. Así, hay líneas regulares que unen a Gerona con San Feliú de Guíxols, Santa Coloma de Farners, Olot y Lloret de Mar y con todas las pequeñas y medianas poblaciones que se encuentran en el recorrido. La estación de autobuses central de donde parten todas estas líneas se encuentra en el centro de Gerona, al lado de la estación ADIF de ferrocarril.



Ir al principio de esta página
Línea separación de apartados

Cultura y tradiciones

      
   

 



Fiestas
Fiestas de San Narcís: Las fiestas de Gerona se celebran en la semana en que cae el 29 de octubre, día dedicado a San Narciso, patrono de la ciudad. Las fiestas empiezan el viernes anterior con unos pasacalles y la lectura del pregón desde el balcón del ayuntamiento. El día de San Narciso, se celebra una solemne misa mayor dedicada al santo, en la Iglesia de San Feliu de Girona, donde se encuentra la capilla del santo con los supuestos restos del mismo. En cuanto al aspecto lúdico de las fiestas, en el Parque de la Devesa se instalan todas las barracas de feria, se celebran conciertos musicales y se llevan a cabo todos los espectáculos concertados. A lo largo del tiempo, las fiestas de San Narciso se han convertido en unas fiestas que abarcan a todos los municipios de las comarcas bajas de la provincia de Gerona perdiendo, con ello, el carácter más urbano y tradicional, explotando la parte más lúdica de las mismas.
Tiempo de flores: Se trata de una fiesta muy reciente, con un carácter promocional, turístico y comercial muy importante, que se celebra la tercera semana de mayo. Esta fiesta empezó a celebrarse en 1955, como una simple exposición de flores en la iglesia de San Domènec de Gerona, organizada por la Sección Femenina de la FET y de las JONS. A lo largo de los años, la muestra fue evolucionando hasta convertirse en una muestra de creaciones florales en la iglesia mencionada. Hacia mediados de los años 90 del siglo XX, el ayuntamiento, presidido por Joaquim Nadal i Farreras, decidió convertir esta muestra focalizada en Sant Domènec, en una muestra que comprendiera a toda la ciudad. Se organizó, por tanto, una muestra floral repartida por toda la ciudad. Los monumentos de la ciudad se adornaban y se convenció a los propietarios de los patios particulares del Barrio Viejo para que los abriesen al público durante la muestra. Después de haber sufrido una gran transformación esa muestra se convirtió en la actual Gerona, tiempo de flores. En la actualidad, los creadores florales llenan la ciudad de muestras florales clásicas o experimentales. Una gran cantidad de monumentos y espacios públicos destacados acogen las creaciones florales. Asimismo, los propietarios de patios y jardines particulares del Barrio Viejo, continúan abriéndolos y enseñándolos a los visitantes. Pese al cambio comercial y turístico que ha sufrido la muestra, sigue siendo un momento en el cual la ciudad abres sus puertas y se llena de flores.


Museos
Museo arqueológicoMuseo de Historia de la Ciudad: Situado en el centro del Barrio Viejo, en el antiguo convento de los capuchinos siglo XVIII, y posterior instituto provincial (1845-1968), el museo repasa toda la historia de la ciudad de Gerona, desde los primeros pobladores prehistóricos, pasando por el esplendor medieval, hasta llegar a nuestros días. Las colecciones comprenden fondos arqueológicos, objetos históricos, e ilustraciones de la época, con mapas y maquetas explicativas. También se pueden visitar el claustro y el cementerio del antiguo convento. En el edificio se encuentra el Archivo histórico Municipal.
Museo arqueológico de Gerona: La antigua iglesia y el antiguo convento de Sant Pere de Galligants, acogen las colecciones de la sección gerundense del Museo de Arqueología de Cataluña, conocido, anteriormente, como Museo Provincial de Antigüedades y Bellas Artes. Utilizados como almacén de las excavaciones arqueológicas del Ampurdán desde 1846, el museo provincial se instaló en 1857. En 1992 se llevó a cabo el proyecto de modernización de las instalaciones ya como una sección del Museo de Arqueología de Cataluña. El museo contiene todo el material arqueológico de tiempos prehistóricos y de la época antigua (ibérico, griego y romano), encontrado en la provincia de Gerona que no fue enviado a los almacenes de Barcelona, como, por ejemplo, la estatua de Escolapio de Ampurias. Se pueden ver lápidas, mosaicos y materiales de uso cotidiano. El museo también cubre la época medieval, con conjuntos de epigrafía.
Museo de Arte: Fundado en 1976 el museo está situado en el antiguo palacio episcopal de Gerona, al lado de la catedral. El museo contiene colecciones de todos los períodos, desde el románico hasta la época contemporánea, con obras de Ramon Martí i Alsina o de Joaquim Vayreda. Las piezas expuestas van desde el arte sacro a las artes decorativas. Las principales colecciones son las medievales, entre las que destaca el ara del ampurdanés Monasterio de Sant Pere de Rodes.
Museo Capitular-Tesoro de la Catedral: Museo dedicado a las reliquias y objetos de valor acumulados por el Capítulo de la Catedral de Gerona. Se pueden contemplar colecciones dedicadas al arte sacro, objetos litúrgicos y obras de orfebrería. Entre sus piezas destacan el Beato de Liébana, hecho en Zaragoza en 975 y el Tapiz de la Creación del siglo XI o XII.
Museo del cinematográfico: Inaugurado en 1998, es un museo único en esta categoría. Creado a partir de la donación de los fondos particulares del director de cine catalán Tomás Mallol, contiene una gran variedad de material cinematográfico, como máquinas de proyección, bobinas, material original de películas y un fondo notable de carteles.
Museo de la Historia de los Judíos: Museo dedicado a la historia de la comunidad judía gerundense de la época medieval, del siglo XI al progrom de 1391, hasta su expulsión en 1492. Contiene objetos de la cultura judía y un rico fondo de lápidas procedentes del cementerio judío de Gerona en Montjuïc.


TeatroTeatro municipal de Gerona: El primer teatro de la ciudad de Gerona aparece documentado en 1769, cuando el ayuntamiento de Gerona decidió utilizar el Pallol como teatro de comedias. Se trataba de un local de reducidas dimensiones para la utilización que se le quería dar, aparte de ser fácilmente inflamable y peligroso. En unas instalaciones tan inadecuadas el ayuntamiento emprendió la reforma integral del teatro. Derribó el Pallol y empezó a edificar entre 1857 y 1860 un moderno teatro con diseño del arquitecto municipal Martí Sureda. El nuevo teatro, con forma de herradura y con una gran caja escénica, seguía los patrones de los teatros isabelinos que en ese momento aparecieron por toda España. Hasta 1900 la Zarzuela y la Ópera italiana dominaron la escena teatral, lo mismo que en los demás teatros españoles. A partir de 1900 ete monopolio se truncó y se programaron óperas wagnerianas de poco o ningún éxito. El crecimiento de las compañías catalanas, la consolidación de la zarzuela y el auge del teatro de Angel Guimerá, Serafí Pitarra, Echegaray, y Benavente, marcaron el período hasta 1936, año en el que el teatro dejó de ser privado y se socializó por parte de la CNT. La programación cambió radicalmente y se representaban obras de carácter pedagógico: socialista, anarquista y obras que enaltecían la revolución. Después el teatro pasó a manos del ayuntamiento (que ponía en subasta su gestión), y recuperó la antigua programación. Durante la época comprendida entre 1955 y 1975 la actividad teatral fue muy baja y de muy poca calidad, dado que el ayuntamiento, al asumir la gestión directa, prefería tener cerrada la sala. A causa de ello, los grupos intelectuales de la época, cercanos al semanario Présencia le denominaron los años grises. Este grupo emprendió una renovación teatral de la mano de Joan Ribas y el grupo Proscènium. A partir de 1975 el teatro recuperó la actividad perdida cambiando substancialmente la línea que se seguía tradicionalmente. Las zarzuelas, óperas y operetas perdieron su espacio y la sala y el teatro (predominantemente en catalán) clásico y moderno han ocupado toda la programación. Actualmente el teatro se encuentra en pleno proceso de renovación desde 1999 y se espera abrir de nuevo sus puertas para la temporada alta de teatro del 2006 ó del 2007.
Sala La Planeta: La sala de teatro independiente La Planeta, fue creada en 1987 por el director de la compañía gerundense de teatro Proscènium, Joan Ribas. Es la segunda sala de teatro de la ciudad y acoge espectáculos de pequeño formato e independientes, que no se incluyen en los grandes circuitos teatrales.


Universidad de Gerona

La actual Universidad de Gerona es la institución educativa de máximo nivel de la ciudad. Creada en 1992 a partir del Estudi General de Girona, una sección dependiente de la Universidad Autónoma de Barcelona significó la recuperación de los estudios universitarios en Gerona desde el 1717, año en el que se clausuró la institución universitaria de Gerona por orden de Felipe V. Las instalaciones de la actual universidad se encuentran divididas en tres campus: el del Barri Vell (Barrio Viejo), el del centro de la ciudad (Campus Centre), y el de Montilivi.


Leyendas

Existen varias leyendas relacionadas con la ciudad:
Leyenda del trono de Carlomagno
Leyenda de la torre de Carlomagno y su espada
Todo buen gerundés que quiere ser un buen gerundés y que quiere volver sano y salvo de un viaje está obligado a besar el culo de la leona.
Leyenda de San Narciso y las moscas
Leyenda de la Cocollona
Leyenda de Gerió (o Gerión), fundador mítico de la ciudad
Leyenda del Tarlá de l_Argenteria


Medios de comunicación

Gerona tiene medios de comunicación de ámbito de barrio, local y provincial como los siguientes:
Televisió de Girona
Diari de Girona
El Punt
Revista de Girona
El Dimoni de Santa Eugènia de Ter (Web de El Dimoni (en catalán)).


Deportes

El equipo de fútbol de Gerona es, por excelencia, el Girona Futbol Club que está inscrito en la Tercera división española, en el Grupo V.

El equipo de baloncesto de Gerona el Club Bàsquet Girona (Akasvayu Girona) (CB Girona SAD) juega, actualmente la liga ACB de baloncesto. Disputa sus partidos en el Pavelló Girona-Fontajau. La base del Club de Baloncesto Gerona la conforman el San José Girona en la categoría infantil (menos de 14 años) y, a partir de los 14 años en adelante, la Unió Gironina. Otros clubs representativos son: La Salle Girona o Vedruna Girona.

Hay, también, un equipo de hockey, el Club Hoquei Girona. Los equipos de balonmano más importantes son: Handbol Girona (UDG) y el Club Esportiu Maristes. Como equipo de tenis figura el Club de Tenis Girona. El voleibol tiene, como club más importante el Club Voleibol AVAP

Por último, el GEiEG (Grup Excursionista i Esportiu Gironí) (Grupo Excursinonista y Deportivo Gerundense) tiene representación en casi todas las disciplinas deportivas, destacando, sobre todo en el rugby, atletismo y baloncesto (especialmente femenino).



Ir al principio de esta página
Línea separación de apartados

Hijos e hijas ilustres de la ciudad

      
   

 

Narcís-Jordi Aragó i Masó (1932), periodista y escritor
Domènec Balmanya (1914 - 2001), futbolista y entrenador.
Aurora Bertrana i Salazar 1892 _ 1974, escritora.
Lluís Borrassà (1375? - 1425), pintor catalán
Narcís Comadira (1942), escritor y pintor.
Xavier Cugat (1900 - 1990), compositor, dibujante de viñetas cómicas, cantante, y director de orquesta.
Francesc Eiximenis (1332? - 1409), fraile franciscano, escritor.
Francesc Ferrer i Gironès (1935 - 2006), político, escritor.
Rafael Masó i Valentí (1880 - 1935), arquitecto, artista y político.
Carles Rahola (1881 - 1939), escritor e historiador.
Joaquim Ruyra i Oms (1858 - 1939), escritor.
Santiago Sobrequés i Vidal (1911 - 1973), historiador]
Ramon Turró i Darder (1854 - 1926), filólogo y filósofo catalán.



Ir al principio de esta página
Línea separación de apartados

Ciudades hermanas

      
   

 


En el seno del programa de relaciones exteriores del Ayuntamiento de Gerona, la ciudad se ha hermanado con varias ciudades del mundo. En negociaciones avanzadas se encuentran Nueva Gerona (Cuba) y Nashville, TN (Estados Unidos de América). A continuación se ofrece una lista de las ciudades hermanas de Gerona.

Reggio Emilia, Italia (1982)
Albi, Francia (1985)
Bluefields, Nicaragua (1987)
Farsia, Sáhara Occidental (1997)
Nueva Gerona, Cuba (Conversaciones iniciadas en noviembre de 2001 con protocolos de colaboración firmados.)
Nashville, TN, Estados Unidos de América (Conversaciones iniciadas en junio de 2005.)




Ir al principio de esta página

 

 

______________________________________

Directorio de empresas y pueblos de España
hacer página de inicio | agregar a favoritos
Información obtenida en parte desde wikipedia bajo licencia GFDL